Carla Morrison – Amor Supremo : La dosis de intensidad emocional que necesitas.

carla

Carla Morrison – Amor supremo (2015)

Amor supremo es un título bastante siniestro para un disco, de lejos se ve peligroso, intenso y perverso. Carla Morrison se vuelve electrónica, tirándole al dream pop y sosteniendo su personal manera de proyectar emociones de un modo tan enfermo, psicótico y masoquista, con eso quiero decir que si alguien sabe describir al amor es ella.

Las emociones se le desbordan y se le salen de control, se vuelven letras ilusas sobre esa ruptura que define a un amor verdadero, a un amor supremo; esos amores que nos hacen crecer raíces y que transforman nuestra forma de ver el mundo, que nos rompen la madre con ternura y momentos de dolor que se vuelven irresistibles.

Probablemente y personalmente no me encuentro en un momento de intensidad emocional como para hacer que este disco me llegue, pero no dudo que puede cobrar sentido en cuanto se me prenda la chispa. La verdad es que creo que si uno no está sintiendo durísimo el amor o el dolor, no hay por qué clavarse con este o cualquier disco de Carla Morrison.

carla3La historia en “Vez primera” es una de las que más me conmovió, me rehúsaba a escucharla una y otra vez, simplemente porque se me regresarían los recuerdos de esa historia de amor que me hacía tan feliz. La melancolía en carne viva, es como abrirse poquito las heridas, nada más por que sí. Su conclusión es aún más una reflexión, después de un amor tan fuerte lo único que uno puede hacer con todo ese feeling es dárselo a uno mismo.

Carla Morrison tiene una secreta intención de ser sexy en Azúcar morena y me parece fabulosa (y cualquiera que quiera hacer fat-shaming al respecto está de hueva). Sólo puedo imaginar que Carla Morrison cuando coge es toda una amazona, porque de otro modo no hay forma de sentir este tipo de cosas. Con todo y su azúcar morena no hay nada dulce en esta canción, es seductora, puerca y manipuladora. #SongsForSex

Carla, tenemos que hablar: es enfermizo que sigas buscando a tu ex en No vuelvo jamás. Te lo digo por experiencia, uno no tiene por qué someterse al desinterés de un canijo patán malagradecido. Déjalo, olvídalo, lo que sea, ¡chinga! Ya no te hagas más daño, mujer. Es muy feo andar stalkeando y qué necesidad de andar arrastrándose de semejante manera. Mírate, tú que eres chingona, triunfadora y bonita, rogándole a un puto. #BeenThereDoneThat.

La verdad es que lo que más adora uno de los discos de Carla Morrison es la dosis infinita de dolor y amor que uno necesita, me hace darme cuenta de que esa intensidad al sentir sí existe, que es real. Que nadie puede negar que todo eso que se siente es una locura tan real que se clava en la piel, se hace un tatuaje vital.

Uno no puede andar dedicando canciones como estas así como así, debería ser pecado ponérselas a cualquier pendejo que no se las merezca, es como usarel nombre de dios en vano, pero más feo. Amor supremo_ ya quiero enamorarme y que me hagan sufrir y que me lleven al cielo para escucharte una y otra vez bebiendo Mezcamaica.

¡Salud por esos amores chingones!

¡Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s